Contáctanos en

La distribución de tu cocina optimizada en 8 pasos

Oficinas Corporativas: Elegancia y funcionalidad
abril 21, 2024
Ver todo
como-hacer-la-distribucion-de-tu-cocina

La cocina es el corazón del hogar, donde se comparten momentos especiales y también se crea el ambiente ideal para la convivencia familiar. Pero, ¿alguna vez has tenido que pensar en la distribución de tu cocina?

Una disposición eficiente puede marcar la diferencia entre un espacio funcional y uno desordenado.

Por eso este artículo te cuento mis ocho pasos clave para optimizar la distribución de una cocina. Deja de preocuparte, sigue estos consejos, y conviértela en un espacio cómodo y eficiente.

Evalúa las necesidades de la distribución de tu cocina

Con esto me refiero a que antes de realizar cualquier cambio, te tomes el tiempo que necesites para analizar cómo utilizas tu cocina. Pregúntate si cocinas frecuentemente, si necesitas espacio para almacenar muchos utensilios, o si te gusta invitar a amigos y familiares a cenar.

Ten en cuenta que no va a ser lo mismo si te encanta la cocina, seguro que necesitarás más espacio de trabajo y almacenamiento que alguien que cocina de manera puntual.

Comprender tus necesidades te ayudará a diseñar una distribución que se adapte a tu estilo de vida. Y si te gusta llevar invitados, tendrás que valorar la cantidad de asientos necesarios y el tamaño de la mesa.

Haz una lista detallada de tus actividades diarias en la cocina para identificar qué áreas necesitan más atención. Por ejemplo si te gusta hornear, considera reservar un área específica para tus utensilios de repostería, con espacio para batidoras, moldes y otros accesorios.

distribucion-de-tu-cocina-eficiente

Planifica la distribución de tu cocina

Divide tu cocina en zonas de trabajo específicas, como la zona de cocción, preparación y lavado.

Esto te ayudará a colocar los electrodomésticos y muebles de manera que estas áreas estén bien definidas y estén ubicadas de manera lógica.

Al final, facilitará tus tareas diarias y te permitirá moverte con facilidad mientras cocinas.

Puede utilizar una disposición en forma de triángulo entre el fregadero, la estufa y el refrigerador para minimizar los desplazamientos durante la preparación de comidas.

plano-distribucion-de-tu-cocina

Maximiza el espacio de la distribución de tu cocina

Aprovecha al máximo cada centímetro de tu cocina, elige gabinetes y estanterías que aprovechen el espacio disponible.

Considera opciones como armarios altos que lleguen hasta el techo para almacenar objetos que no uses con frecuencia.

Además, los organizadores internos te sirven para mantener tus utensilios ordenados y fácilmente accesibles.

Yo a veces instalo estantes deslizables en los armarios bajos para facilitar el acceso a los utensilios almacenados en la parte posterior, o utilizo cestas o contenedores transparentes para organizar ingredientes y utensilios pequeños y facilitar su búsqueda.

muebles-para-la-distribucion-de-tu-cocina

Crea una buena circulación

Evita obstrucciones que dificulten el movimiento dentro de la cocina, asegúrate de dejar suficiente espacio entre los muebles para una circulación fluida.

No coloques objetos o muebles en áreas de paso y mantén despejadas las entradas y salidas principales. Una buena circulación hará que tu cocina se sienta más espaciosa y cómoda de usar.

Aprovecha la luz natural

La iluminación es fundamental en cualquier cocina.

Ubica estratégicamente las ventanas para aprovechar al máximo la luz natural y considera instalar tragaluces si es posible.

Hay cortinas ligeras o persianas que permiten el paso de la luz sin comprometer la privacidad.

Instala electrodomésticos eficientes

Los electrodomésticos son una parte esencial en la distribución de tu cocina, pero su ubicación puede afectar a la eficiencia de tu espacio.

Coloca la nevera, el horno y el lavavajillas en áreas accesibles y que no obstaculicen el flujo de trabajo.

Además, considera opciones energéticamente eficientes para reducir tu huella ambiental. Y si tienes una cocina pequeña, considera optar por electrodomésticos compactos o modelos integrados.

Añade elementos de diseño funcional

Elige materiales duraderos y fáciles de limpiar para encimeras, suelos y muebles. Considera incorporar una isla o una barra de desayuno para añadir espacio de trabajo adicional y crear un punto focal en la cocina.

Utiliza azulejos o laminados resistentes para los suelos que sean fáciles de limpiar en caso de derrames.

Personaliza según tus preferencias

Y por último, no olvides personalizar tu cocina según tus gustos y preferencias.

Añade toques de color que reflejen tu estilo personal, incorpora elementos decorativos que te inspiren y no te preocupes por experimentar con diseños que no sean tendencia.

Mantén la coherencia en el diseño y la paleta de colores para lograr un aspecto estético en toda la cocina. Y utiliza plantas como elemento de decoración para añadir un toque de frescura y vida a tu cocina.

Después de todo, la cocina tiene que ser un reflejo de ti mismo y un lugar donde te sientas cómodo.

¿Te animas a seguir estos consejos? Si necesitas ayuda de una interiorista en Zaragoza, ponte en contacto conmigo, y te echaré una mano en tu proyecto.